Rescatemos los libros bilingues

Por: Irania Patterson 

Una de las primeras cosas que hago cuando viajo a una nueva ciudad es visitar su biblioteca y de inmediato me dirijo al corazón de esa biblioteca que reside en el área infantil. La energía y vida que otorga el departamento de niños de una biblioteca le da carácter a esa institución. La alegría de una biblioteca vive en el área de los niños indiscutiblemente.

 

Las señales me dirigen al área de música, ficción, libros de conocimiento, videos, audiolibros y no muy fácil se encuentra la sección de libros en otros idiomas. “Foreign Language Collection” .

Solo basta una preguntita al bibliotecario y listo ya te señala a dónde ir para encontrar los libros que te dirigen a la sección de libros infantiles escritos en otro idioma.

Me deleito al ver las ilustraciones de libros escritos en vietnamita,  chino, ruso, francés ya que no entiendo ni papa lo que dicen pero entiendo la narración visual por lo que me engancho en esa aventura internacional.

Luego veo que alguno de ellos están escritos en el idioma extranjero pero son bilingües osea que ambos “inglés y el idioma extranjero “ coexisten en un mismo álbum. Ahora si puedo entender ambas narraciones la escrita  y la visual.

Qué placer poder tener en mis manos un libro que me conecta con dos mundos, un libro bilingüe…

Algo me molesta y es que este libro bilingüe no fue fácil de encontrar, me tomó tiempo buscarlo y más aún a una persona que ni siquiera sabe que existen. Me digo entonces este libro está mal ubicado pues no es solo para aquellos que leen un idioma extranjero sino para TODOS aquellos que leemos en inglés. Por lo que hago mi sugerencia al bibliotecario en turno y les digo…este tipo de libros debería estar en la sección regular de libros ilustrados con una distinción o etiqueta que lo categorice como libro bilingüe, es un desperdicio tenerlos escondidos en la sección de libros extranjeros pues es bilingüe.

Hay cientos y cientos de libros bilingües que deben ser rescatados para el goce de todos así que los motivo a rescatarlos pues al tener en las manos un libro bilingüe se cruza el puente de la biculturalidad abriéndole  a nuestros hijos otro mundo, es así que los exponemos a la globalidad a la verdadera globalidad!

Las diferentes funciones del libro bilingüe:

  • Como recurso diccionario para ambas audiencias
  • Como puente que promueve el intercambio de idiomas (padre que  le lee al niño en español mientras el niño le enseña inglés)
  • Como puente de aproximaciones culturales. Porque está escrito en dos idiomas promueve la coexistencia y respeto cultural.

La autora Lucia González nos comparte …

“El libro bilingüe es para todo el mundo. Como autora así lo pienso. Cuando se escribe en dos idiomas nos conectamos con todos. El libro bilingüe tiene una funcionalidad didáctica práctica para la enseñanza de alguno de los dos idiomas. Para el bibliotecario es muy útil ya que puede narrar la historia en inglés y entender lo que el texto dice en español (compresión del texto del idioma extranjero). Es una buena forma de divulgar a escritores latinos que han sido traducidos al inglés, aspecto que sale de la norma pues en la mayoría de los casos es al revés”

Los materiales bilingües pueden ayudarle a los niños a enseñarle a sus padres.” Resalta además la importancia que tienen estos materiales ya que le ayudan a la población estadounidense a desarrollar empatía por los niños ESL. (Inglés Como Segundo Idioma).

 

 

Leave a Reply